NOTICIAS

Recortes de Prensa:

“La danza, en manos de la Cía. Moveo, es una exquisitez… realmente estimulante”

(El Periódico, 2016)

“Inclasificables, los espectáculos de Moveo sorprenden por su creatividad y originalidad cautivando cada público […] verdaderos momentos de gracia, que transportan al público fuera de este mundo, fuera del tiempo y, con pequeños pasos, le recuerda que él siempre está aquí y ahora.”

(N. Brochard, l’émiliE, 2015)

“Los intérpretes nos cuentan de una manera simple y verdadera la universalidad del comportamiento humano.”

(Carlotta Ros, Opinión Teatro, 2012)

“Una actuación convincente, emocionante y fuerte.”

(S. Zloich, Glas Istre, Croacia, 2008)

“… una combinación eficaz e ingeniosa de mimo, danza, palabra poética y música.”

(Giambattista Marchetto, Parole di Danza, 2013)

IMG_4740

“Un delicioso cuento negro… una propuesta fresca, diferente y captivadora… una compañía con talento”

(Carme Tierz, TeatreBCN, 2008)

“Poesía del cuerpo… una muy buena acogida en Barcelona”

(Luis Fernández Zaurín, Calle20, 2008)

“Contado de manera original, emotiva y cálida, por unos fantástico intérpretes. Una muy grata sorpresa.”

(Nel Diago, Cartelera Túria 2006)

“Pura energía, emoción, fuerza y una vitalidad que arrastra a los espectadores”

(Carmen Fernandez, El Mundo, 2005)

Una fantasía ultraterrenal… Hace correr un aire fresco y diferente…

(Paula Reig – Qué y Dónde, 2006)

“Un montaje sensible que conectó mucho con el público”

(Natàlia Borbonès, El Punto, 2006)

“El miedo a crecer y la aceptación de responsabilidades se exageran y se ridiculizan a través del humor, el absurdo, pero sin dejar un cierto punto de tragedia ante la fugacidad del tiempo”

(Rocio Colomé, El Diario de Tarragona, 2006)

“Una historia de amor, esperanza y mentiras, en la cual la compañía mezcló la tragedia, el absurdo y el humor que caracterizan nuestros dramas humanos”

(Joan Morales – Diario de Reus, 2006)

“Con ellos es posible alcanzar la cima de la felicidad… una pieza que se desarrolla armónicamente como si la propia belleza no pudiera menos que exigir”

(Paula Reig – Qué y Dónde, 2006)